image

Tengo la sensación de que contigo he descubierto partes de mi que nunca antes vi. Partes de la persona en la que me iba a convertir que sin ti quizás no hubieran podido existir, y me gusta esa persona.
Me gusta lo que veo en el espejo cuando me miro, me gusta el reflejo de tus ojos cuando me miran, y estoy muy orgullosa de desde el principio hasta el final, haber apostado por ti.
Esta vida esta llena de pruebas,
Y nada es gratis, nada es fácil,
Y si lo descuidas todo vuela.
Pero nosotros hemos superado la prueba y hemos resurgido más fuertes que nunca.

Te quiero.

El día que me dejaste.

image

Te echo tanto de menos,
No sé quién soy sin ti,
No sé lo que hago,
Y no hay cosa que tenga sabor sin tu alegría.
La vida no es divertida, menos interesante,
Sin tu acogedora compañía.
Tu sonrisa era como la nube a la que acudir,
Tu esperanza era como la respuesta al vacío,
El consuelo cuando todo parecía perdido.
No sé muy bien lo que está pasando en mi interior,
Menos aun por qué todo da vueltas a mi alrededor.
Solo sé que si antes no me mareaba era porque te tenía a ti,
A ti de punto de referencia en cada voltereta loca,
En cada terremoto y en todas las tormentas.
Pero supongo que fueron demasiadas vueltas,
Supongo que fueron demasiados bajos y pocos altos,
Durante demasiado tiempo.
Supongo que para ti, como para todos,
Duró demasiado, tardé demasiado.
Supongo que para ti, como para todos,
No es suficiente, no soy suficiente.

Quizá algún día consigo recordar,
Quizás consigo algún día recordarte,
Recordarte a ti, mi felicidad,
Sin sentir este vértigo constante,
Sin sentir esta angustia latente y persistente.
Quizás algún día consiga sentir que aquella felicidad,
Fue toda la que una puede recibir en una vida,
Quizás algún día consiga sentir que es suficiente. Quizás algún día, que me hayas abandonado, dejará de sorprenderme.

El arte de perder

goticfiguregirlstormumbrellawomen-cc1fe549adece312cdc6383b37db2be2_h
Siempre quise bailarle,
Bailarle el agua a alguien,
Como te la he bailado a ti.
Siempre quise entregar,
Siempre quise entregarme así.
Ser lo que contigo fui,
Ver que existen las maravillas,
Poder decir, poder recordar,
Que con mis propios ojos las vi,
Que con mis manos las sentí.
Que en cuerpo y alma,
Que con todo corazón las viví.
Soñé desde siempre así consentir,
Así consentir como te consentí a ti.
Desde siempre soñé lo que viví,
Todo lo que contigo viví.

La vida se reduce toda a lo que viví,
Toda ella se empequeñece,
Y solo queda todo lo que te di,
Lo que recibí,
Y nada de lo que perdí.

Soy porque fui, fui para ser la que hoy soy.

image

Que no se olvida lo que quedó en el camino solo por estar aquí, pero que a ratos las vistas son lo suficientemente entretenidas como para mantener mi mente ocupada, en algo más que la memoria.

Que quisiera ser la que un día fui,
Pero yo ya no quepo, aquella tan sólo es una pequeña parte de mí.

Que sé que el camino es solitario y que las personas se suelen convertir en sombras, pero que yo sigo creyendo que lo que a mi me falta a ti te sobra, que juntos mejor. Creo en la magia de la unión y todo el trabajo que requiere.

Que por mucho que se mire hacia atrás hay lugares desde los que uno no puede volver, hay caminos que solo se pueden torcer y mares que se deben dominar. Ahogarse nunca fue una fácil opción, mucho menos una solución.

Que siempre serán más las veces que como ahora camine a ciegas entre oportunidades y apuestas que se mezclan y me tientan, me tientan a enredarme entre sus voces,
Me tientan a perder la razón.

Que no conozco un amor que no duela en lo más profundo del espíritu, pero que no encuentro la paz en ningún lugar si no lo siento ardiendo desde lo más profundo de mi alma.

Los efectos del amor son tan poderosos que te elevan pero también te doblegan. El amor sana pero también enferma. Pero ya lo dijo aquella canción, ya lo entiendo muy dentro de mi corazón;
“I prefer to feel this pain of love rather than nothing at all.”

Y al final, enferma o no, es ahora que estoy más viva que nunca, y sea como sea, se siente mejor que cualquier otra cosa.

Bailando con lobos

20100322181050-nostalgia
Me miro en el espejo, y al recordarme me compadezco de la imagen que se refleja.
No se parece a aquella chica que se sentía plena, fuerte y feliz aun rodeada de problemas,
No se parece a esa chica que sentía puro amor corriendo por sus venas.
No encuentro por ningún lado las sonrisas que tu me sacabas,
He perdido toda aquella fuerza que me regalabas.

Hace meses que mis mañanas existen sin tu sonrisa a dos centímetros de mí,
Son interminables los días desde que ya no eres mi día a día.
Son aburridas las noches desde que no las piso, y las salto, y las bailo contigo.
Hace meses que no te encuentro en ningún foco,
Que no te busco entre la multitud,
Hace meses que no sonrío de placer y gratitud.

Las semanas ya nunca terminan,
He dejado de levantarme para restar con entusiasmo otro día.
Es interminable el sentimiento de haber perdido la mitad de lo mejor de mí,
La mitad de lo mejor de ti, de nosotras.
Es devastador sentir que ya no significa lo mismo para ti que para mi,
Es aterrador pensar que quizás nunca fue así.

Son demasiadas las cosas que he perdido por el camino hasta aquí,
Y no hay orgullo, no hay recompensa que me devuelva aquél sentimiento.
No hay substituto, no hay otra manera, nada sin ti me llama ahí fuera.

Recuerdo tu presencia a mi lado y me recuerdo desde fuera,
Éramos tu y yo contra y con la noche, éramos tu y yo mirando hacia el horizonte,
Éramos las dos anocheciendo y amaneciendo juntas, siempre sonriendo.
Era más de lo que parece, era más de lo que los demás podían entender,
Era una parte de mi, y ya no está porque sin ti no puede existir.

Y supongo que es culpa mía por pensar que nunca iba a terminar,
Que podía aumentar, aminorar, que podía escasear,
Pero nunca pensé que se iba a acabar.

Y por poder, poder se puede sobrevivir sin esto y mucho más,
Sin ti y mucho más incluso. Pero no se puede volver a sentir,
No se puede recuperar, y no se puede substituir.
Ya nada es lo mismo,
Y ya no puedo ser la misma.
Y lo único que quiero es volver atrás.

El mejor hombre del mundo

image

Cuando pienso en ti, es tanto lo que siento que mi corazón se estremece, Se me inundan los ojos de lágrimas cuando me concentro en todo lo que tu mirada dice pero tu voz se calla, porque tan sólo el susurro de lo que sientes rompería cada esfuerzo que haces por seguir adelante.
En tu mirada se mezcla el dolor, se mezcla el amor, se mezcla en forma de explosión dentro de tu valioso corazón, y en tus ojos se convierte todo en un gran océano que tan solo busca seguir su curso, que tan solo busca la calma mientras con empeño resiste la tormenta.
Son tantos los golpes, son tantas las veces que te has levantado del frío y duro suelo, que es cada vez más difícil de creer que sigas de pie, que sigas sonriendo y repartiendo amor sin miramientos. Y yo te admiro, te admiro tanto, te admiro como la niña que fui, y como la mujer en la que me estoy convirtiendo. Eres a quién quiero ver siempre que miro hacia arriba en busca de una salida, en busca de un motivo, en busca de ese amor incondicional que me has dado y que me ha salvado la vida.
Todo lo que soy, todo lo que tengo, lo mejor de mí, es un pedacito de ti que sin pesar, más bien con alegría, tu me diste y al que yo fuerte me aferré. Me quedé todos tus consejos, todos tus fallos y tus miles de aciertos, me quedé con tu sonrisa, con todo tu amor y con ese gran corazón.
Pienso en ti y  si me entretengo en tu mirada siento que tengo que sacudir tu presencia de mi mente, de lo contrario perdería toda la fe en esta vida. Pues Tú eres el ejemplo de lo que significa injusticia, desgracia, pena, pero sobretodo fortaleza, porque esta vida ha sido ridículamente injusta contigo, y sin embargo brillas tanto, eres tan bueno, eres tan humilde, tan generoso.
Todo lo bueno de mi es gracias a ti, y te seguiré toda la vida allá donde vayas, aunque no te pueda tocar, aunque algún día esté lejos y no te pueda abrazar, siempre voy a cuidarte.

Por favor no te rindas, no dejes que la maldad gane una batalla más, por favor no te rindas, porque este mundo de verdad no sería lo mismo sin ti, todo perdería valor, y no cabría esperanza para el amor.
Eres el hombre más fuerte que conozco y sé que jamás me equivoqué contigo.
Sé que piensas que quizás no hiciste suficiente, que quizás no me diste lo que querrías haberme podido dar, pero no es cierto y toda la vida te lo voy a demostrar. Porque gracias a ti esta vida tiene sentido, tu me enseñaste lo que es la bondad, tu me enseñaste lo que es querer sin límites, me enseñaste a tener piedad.

Eres el mejor padre del mundo,
Y ojalá nunca tengas dudas, ojalá no te arrebaten ni una pizca más de todo lo que tienes por dar, y también por recibir. Ojalá sigas a mi lado para siempre. Ojalá algún día puedas ser feliz como tendrías que haberlo sido siempre.

No te rindas nunca papa.

Será que fue, será que es, que llegará

image

No puedo más que llevar conmigo esta sorpresa, no puedo más que sentirme agradecida y por siempre en deuda con esta vida, que entre golpes y tropezones siempre tiene para mi ambles gestos que compensan todo aquél sufrimiento que aun me acecha cuando quiere mientras duermo.

No puedo más que cerrar los ojos, es la única manera de poder atisbar a ver la cantidad desmesurada de amor que he recibido y recibo. A veces pienso que no me lo merezco, pero luego recuerdo que es la recompensa de haber amado y amar sin medidas y sin preguntas, es la recompensa de haberlo hecho todo y no haber recibido nada. Pero la nada lo puede ser todo, se puede convertir nada en todo, y poco a poco el todo ocupa toda mi alma, todo mi corazón, siempre latiendo fuerte sin cansarse al ritmo de la fe que cosecho sin parar, Para no parar.
Esta vida es inolvidable, irreemplazable, esta vida es maravillosa, es grandiosa, igual que dolorosa y muchas veces tortuosa hasta el punto en el que parece que no quedan motivos,
Excepto todos los motivos que siempre estuvieron como siempre estarán.
Son motivos como la sonrisa de un niño, las promesas que le dediqué a mi gran amor, o la paciencia que le regalé A las almas perdidas que encontré por el camino.
La vida está llena de apuestas que he perdido, de riesgos que en ganancias se han convertido, de fantasías que se han hecho realidad y realidades que saben a fantasía.
Y puede que mientras siento que vuelo por el suelo me arrastre cansada y dolorida, pero siempre mirando hacia arriba, siempre esperando seguir con los ojos abiertos soňando y creando así deseos que, después me doy cuenta, se cumplen generosos y grandiosos.
Esta vida es maravillosa y no podría estar más satisfecha. He amado tanto que quizás sí he tenido siete vidas, he regalado tanto que quizás sí es verdad eso de que el amor no tiene medidas.
Y es tan sencillo todo si uno empuja, si uno se empeňa, si uno aprende a ver lo que tiene antes de perderlo. No es sencillo aprender a valorar ni es sencillo aprender a derrochar fe a diestro y siniestro, pero pasado eso solo queda recibir, y con seguridad puedo decir que dolerá cómo mil veces la muerte, pero la pena valdrá.

“And we will be happy, that, I promise to you.”