Existimos

Creamos la música de una letra condenada a sufrir las consecuencias de un éxito intenso, y un fracaso prematuro.

Bailamos juntos entre sueños que se convirtieron pronto en parte de todas aquellas ruinas, que son bellas pero viven tristes porque el mundo entero recuerda lo que fueron.

La idea surgió de una indecente propuesta del destino.

Nosotros, curiosos, decidimos aceptar y no pensarlo más de dos veces.

Para distraernos; el viento.

El que sopla suave entre tú y yo;

El que puede ser cálido como un beso verdadero, o frío como aquel error.

Tuvimos la suerte del principiante y pensamos que podíamos con todo.

Saboreamos la adrenalina en su más pura esencia y nos acostumbramos al ritmo de aquellos tambores.

Pero ahora el silencio es también nuestro y solo queda la expectativa,

Que se me antoja confusa y maliciosa como de costumbre.

Ahora aquellas palabras revolotean cerca de mis oídos,

Las promesas se esconden a mis espaldas.

Ahora solo tenemos la esperanza.

Esperanza de esperar que de la nada,

Volvamos a surgir resplandecientes.

Una versión mejorada de nosotros mismos;

Donde yo soy perfecta y tu eres lo que necesito.